*

Escucha ahora
Temas del día:
Radio en vivo TV en vivo
Escucha ahora
También en:

Acné: ¿qué lo provoca y qué podemos hacer para atenuarlo?

Conoce los factores que motivan la aparición de los 'barritos' o puntos negros y qué puedes hacer para evitar que estos te afecten más de la cuenta.

El acné suele aparecer principalmente en la cara, cuello, hombros y espalda.

El acné es un trastorno de la piel que, si bien puede presentarse en cualquier etapa de la vida, en la mayoría de los casos suele a afectar a jóvenes en edad adolescente.

Esos ‘barritos’, ‘granos’ o ‘puntos negros’ brotan especialmente en la cara, cuello, espalda y hombros; precisamente algunas de las zonas más visibles del cuerpo humano.

Generalmente, aparecen en el momento menos esperado por un conjunto de razones que varían de acuerdo a cada caso. Aquí te dejamos algunas de las razones principales de su aparición, según explicó la doctora Elaine Chang Crespo, especialista en medicina estética láser de Aquamed.

Cambios hormonales: Las hormonas son responsables del desarrollo de las glándulas sebáceas y, por tanto, de la sobreproducción de grasa, factor causante del acné. En los varones y las mujeres suele aparecer durante la pubertad y por el uso de ciertos fármacos. En el caso específico de las mujeres, se genera especialmente antes y durante los periodos menstruales, en el embarazo, al consumir píldoras anticonceptivas y, en algunos casos, como consecuencia de la menopausia.

Periodos de estrés constante: Este problema es un gran enemigo de la piel. El estrés y la preocupación continua desequilibran los niveles hormonales y afectan al sistema inmune, aumentando la producción de sudor y grasa y, por ende, la aparición del acné.

Consumo de alimentos grasos: El excesivo consumo de lácteos podría generar y aumentar el acné, así como los insumos con alto índice glucémico como el pan blanco, azúcar y arroz.

Acciones

La especialista detalló también las acciones que podemos llevar a cabo para atenuar esos ‘barritos’ tan incómodos, sin necesidad de marcarnos la piel y dejarnos huellas indeseables.

Hábitos de higiene: Es importante tener un buen hábito de higiene para evitar la acumulación de sebo. Lo ideal es lavarse el rostro dos veces al día con agua tibia o fría y no manipular el área afectada en casa.

Utiliza tratamientos si presentas acné activo o secuelas de este: Cerrar poros, prevenir y eliminar la aparición de granitos es la función del láser bactericida neodimio. Para quienes presenten secuelas de acné, es recomendable el láser erbio. Estos procedimientos permiten atenuar, tratar y reducir el acné.

Utiliza un correcto maquillaje: Evita el maquillaje a base de aceite y productos para la piel porque pueden empeorar el acné. Si usas una crema hidratante para la cara, a menudo es mejor una etiquetada como "no comedogénica".


TE SUGERIMOS LEER

SIGUIENTE NOTA
Bodegas podrán vender productos sin octógonos hasta el 2020
Actualidad
Bodegas podrán vender productos sin octógonos hasta el 2020
17/06/19 - Capital