*

Lima: estos son los restaurantes que tienen buenas prácticas ambientales

Establecimientos usan envases de cartón o bambú para reducir el consumo del plástico. Además hacen una buena clasificación de productos orgánicos e inorgánicos.

Lima: estos son los restaurantes que tienen buenas prácticas ambientales

La ministra del Ambiente, Fabiola Muñoz, destacó el esfuerzo que vienen desarrollando diversas empresas privadas dedicadas al rubro gastronómico en favor de la conservación ambiental y el desarrollo sostenible en el país.

En esta oportunidad, la titular del MINAM visitó algunos restaurantes de la capital que tienen buenas prácticas ambientales en sus actividades y procesos de producción, contribuyendo así con el cuidado del medio ambiente. Es así que visitó los conocidos restaurantes: Central y Panchita, los cuales trabajan en coordinación con la empresa Sinba especializada en procesos de manejo adecuado de residuos sólidos.

Durante el recorrido, la ministra Muñoz Dodero  pudo constatar que en tales establecimientos se usan alternativas biodegradables como envases de cartón o bambú para reducir el consumo del plástico. Además hacen una buena clasificación de productos orgánicos e inorgánicos, gracias una metodología bien sistematizada con indicadores mensuales


A continuación se detallan en qué consisten estas buenas prácticas ambientales que son aplicadas en los citados establecimientos:

El restaurante “Central” no utiliza sorbetes ni tecnopor, además tiene una planta de purificación de agua en todo el establecimiento que permite ahorrar este recurso. En convenio con la empresa Sinba segrega en fuente los residuos orgánicos, convirtiéndolos en alimento para animales de granjas. Los residuos inorgánicos son entregados a los recicladores formalizados de la misma empresa. Sinba capacita al personal del restaurante a fin de mantener sus buenas prácticas ambientales.

En tanto, el restaurante “Panchita” ha remplazado los envases de tecnopor y plástico por alternativas biodegradables, permitiendo así la reducción de plásticos de un solo uso. Tampoco entregan sorbetes de plástico a sus clientes.

Otro establecimiento que se suma a esta iniciativa es el restaurante “ÁmaZ”, que realiza un buen manejo de residuos sólidos orgánicos e inorgánicos, utilizan sorbetes de papel y han reemplazado el tecnopor por envases biodegradables. Sus proveedores entregan productos nativos de la Amazonía peruana.

De otro lado, Sinba es una empresa socio-ambiental que transforma desperdicios de los residuos orgánicos en el sector gastronómico, convirtiéndolos en alimentos para animales de granjas urbanas. Trabajan con empresas del rubro de alimentos en general y con recicladores.

Como parte de las iniciativas que promueve el Estado peruano, el MINAM viene desarrollando la campaña “Menos plástico, más vida”, que impulsa en la ciudadanía el consumo responsable de bolsas plásticas, sorbetes y tecnopor, la cual está llegando a diversos ámbitos, logrando que empresas privadas como restaurantes se apropien de los mensajes y los difundan entre sus clientes y proveedores.