*

Escucha ahora
Temas del día:
Radio en vivo TV en vivo
Escucha ahora
También en:

Invierno: ¿Cómo afectan y cuál es el cuidado que deben tener las articulaciones?

Con el frío los músculos se contraen y las articulaciones se ponen más rígidas, tensando tanto los tendones como las fibras musculares.

Sepa cómo afectan y cuál es el cuidado que deben tener las articulaciones en épocas de frío.

Con la llegada del invierno, enfermedades como la gripe se acentúan, no obstante, el frío también afecta otras partes del cuerpo como los músculos y articulaciones, provocando el aumento de dolores.

Con el frío los músculos se contraen y las articulaciones se ponen más rígidas, tensando tanto los tendones como las fibras musculares, lo que trae como consecuencia, la generación de presión en las articulaciones y dolor.

El médico traumatólogo, Julio Iberico, indica que estas dolencias se producen por la dificultad del cuerpo de entrar en calor. “Con las bajas temperaturas, estas zonas del cuerpo tardan más tiempo en ponerse a funcionar de manera correcta, por lo que, para evitar molestias durante el invierno, se recomienda reforzar el calentamiento de los músculos y las articulaciones, principalmente, aquellas personas con lesiones previas” indicó.

Si bien desde hace varias semanas se empezó a notar el cambio de clima, el constate descenso de temperatura en la capital, hace que el invierno se sienta  mucho más fuete y, en este sentido, el especialista brinda algunas recomendaciones para cuidar las articulaciones:

1)    Cuidar la alimentación: Ingerir productos que faciliten la eliminación de líquidos y toxinas, como por ejemplo cualquier tipo de té. Además, evitar consumir alimentos ricos en purinas, de esta manera se previene la retención de líquido y el aumento del ácido úrico.

2)    Mantener las articulaciones en movimiento: Se recomienda hacer deporte al menos 3 veces por semana, no solo con el objetivo de fortalecer los músculos, sino de dar mayor estabilidad a la articulación lo que permitirá un menor desgaste y correcta lubricación.

3)    Ingerir suplementos alimenticios: El colágeno hidrolizado es un suplemento producido bajo ciertos estándares de calidad, que se asimila fácilmente y se emplea exclusivamente para fortalecer las articulaciones.  

4)    Aislar las articulaciones del frío: Utilizar calentadores y prensa de compresión en neopreno que, además de sujetar las articulaciones y evitar malos movimientos, ayuda a conservar una temperatura homogénea durante todo el entrenamiento.  

Al margen de estas recomendaciones, el especialista recalca la importancia de visitar al médico ante cualquier molestia, para brindar tratamiento oportuno y adecuado. “Muchas personas dejan pasar los dolores articulares, pues consideran que no son de gravedad. Sin embargo, hay que tener en cuenta que esto impide la correcta movilidad de las personas y que, a largo plazo, puede traer serios problemas” finalizó.

TE SUGERIMOS LEER